Lectio Divina
6 Octubre, 2019
Lectio Divina
8 Octubre, 2019

Lectio Divina

El samaritano
Imagen tomada de Internet

ECO

“Pero un samaritano que iba de viaje, al verlo, se compadeció de él…” Lucas 10, 25-37

MEDITACIÓN

Al leer esta parábola me pregunto quién es mi prójimo; me respondo, que es aquél que tengo a mi lado o a quien me acerco o se acerca a mí en una u otra circunstancia.

En el camino de mi vida me encuentro a muchos hermanos asaltados, heridos y despojados de paz y de verdadera felicidad por ellos mismos, por otras personas y hasta por el enemigo de Dios y de nosotros. Al acercarme a ellos, debo tener verdadera compasión y obrar de acuerdo a lo que me ha enseñado mi Maestro. Debo preguntarme: ¿cómo obraría Él en esta ocasión? Mis circunstancias personales no pueden alterar mi ritmo cristiano y fraterno. Muchas veces el enfermo del alma o del cuerpo se contenta con una acogida cálida, una sonrisa, una breve escucha, unas pocas palabras y muchísimo más, con una breve oración.

ORACIÓN

Dios mío, yo no puedo, Tú si puedes, me abandono en Tí.
Madre, camina conmigo. (A.E.C.)