Palabra meditada
11 Febrero, 2019
Palabra meditada
13 Febrero, 2019

Palabra meditada

ECO

“¡Oh Yahveh, Señor nuestro, ¡qué glorioso es tu Nombre por toda la tierra!… ¿qué es el hombre para que de él te acuerdes, el hijo de Adán para que de él te cuides?” Salmo 8, 4-9

MEDITACIÓN

En el universo inmenso, la tierra es un pequeño planeta y en la tierra entera me pierdo materialmente hablando. Y sin embargo, el Señor no solamente me creó y me tiene presente a sus ojos sino que me ama infinitamente y se cuida de mí, ¡y de qué manera! ¡piensa en mí, me ama sin medida, su solicitud no tiene límite, me colma de bienes de todo orden, me perdona mis pecados, se me da, habita en mí! ¡Me abismo en mi pequeñez y sin embargo soy para Él objeto de su predilección! No alcanzo a dimensionar de qué manera la Ternura de mi Dios se vuelca sobre mí y sobre todos nosotros. Pero repito la frase del Trisagio ¡Me abismo en mi profunda nada!…

ORACIÓN

¡Dios mío, yo creo, adoro, espero y os amo! Os pido perdón por los que no creen, no adoran, no esperan y no os aman. (A.E.C.)