Lectio Divina
10 abril, 2020
Lectio Divina
12 abril, 2020

Lectio Divina

ECO

“No teman, porque yo se que buscan a Jesús, el que fue crucificado.” Mateo 28, 1-10

MEDITACIÓN

El ángel tranquilizó a las mujeres porque sabía que ellas buscaban a Jesús, el que fue crucificado. Esa debe ser la constante de mi vida: buscar a Jesús. No puedo pasar las horas sin su búsqueda. Aún los minutos y segundos sin Él, son muertos y vacíos. Necesito buscarle a través de todo: en el silencio y la paz del alma, en la Palabra, en el hermano, en los pequeños, en los pobres, enfermos, solos, tristes, abandonados, privados de la libertad; y claro, en su Presencia Eucarística. Allí le encuentro Vivo, Anonadado pero Pleno de Amor infinito, de conocimiento de cada uno de nosotros, en su deseo inmenso de que reconozcamos nuestro pecado y nos acojamos a su Misericordia para poder llegar a la Casa del Padre y ser felices por siempre.

ORACIÓN

Madre querida, ayúdanos a buscarle continuamente para permanecer en Él y que Él pueda permanecer en nosotros. (A.E.C.)

Lecturas del día

Vigilia Pascual