Lectio Divina
10 agosto, 2020
Lectio Divina
12 agosto, 2020

Lectio Divina

Cristo y los niños. Arte: Del Parson.

Cristo y los niños.
Arte: Del Parson.

ECO

“Así que, no es la Voluntad de vuestro Padre, que está en los cielos, el que perezca uno solo de estos pequeñuelos”. Mateo 18, 1-5; 10; 12-14

MEDITACIÓN

En circunstancias normales, el Padre quiere lo mejor para sus hijos. Por tanto, el infinitamente mejor que todos los padres, tiene un anhelo también infinito de nuestro bien eterno. Entonces, debo preocuparme por la salvación y felicidad eterna de todos mis hermanos. Con esta perspectiva, el sufrir tiene un sentido inmenso. Necesito alcanzar la gracia de la generosidad y de la fortaleza para unir mis incomodidades a los inauditos sufrimientos de nuestro Redentor. El Espíritu Santo no me negará la fortaleza que necesito para vivirlo todo con sentido de eternidad feliz para mi misma y para muchos.

ORACIÓN

Dadnos Señor, te lo suplico, verdaderas ansias redentoras.
Madre, asístenos. (A.E.C.)

Lecturas del día

Santa Clara, virgen