Lectio Divina
7 diciembre, 2020
Lectio Divina
9 diciembre, 2020

Lectio Divina

Virgen de Lourdes.
Foto: Archivo.

ECO

“… Y el Nombre de la Virgen era María”. Lucas 1, 26-38

MEDITACIÓN

Me acerco con sumo respeto, amor y veneración a esta muchachita elegida para ser la Madre del Hijo del Altísimo. Había sido concebida sin pecado original; la culpa jamás la rozó. Ella, la elegida y bendita entre todas las mujeres para ser la Madre del Salvador, se ancló en la humildad no obstante la grandeza de su misión.

Hoy su pureza, su excelsa y escondida santidad, su amabilísima sencillez, su bondad y dulzura, su amor maternal y virginal, me rodean y alivian el alma. La miro con su blancura interior más blanca que la nieve y le pido me lleve ante el Santo de los Santos que la eligió por Madre del Salvador, nos nombró como a sus hijos y nos la pone como modelo sin mancha.

ORACIÓN

Santa María, Madre de Dios, ruega por nosotros los pecadores, ahora y en la hora de nuestra muerte, Amén. (A.E.C.)

Lecturas del día

Inmaculada Concepción de la Bienaventurada Virgen María