Lectio Divina
24 abril, 2021
Lectio Divina
26 abril, 2021

Lectio Divina

El Buen Pastor.
Imagen tomada de Internet.

ECO

“Yo soy el Buen pastor. El Buen Pastor da su Vida por sus ovejas”. Juan 10, 11-18

MEDITACIÓN

Nuestro Señor es el Buen Pastor por excelencia. Isaías se refiere a Él en el capítulo 40, 11: “Como Pastor pastorea su rebaño: recoge en brazos a los corderitos, en el seno los lleva y trata con cuidado a las paridas”.

Cuando Nuestro Señor nos dijo que el Buen Pastor da su vida por sus ovejas, lo hizo en sentido literal. ¿Qué es sino el Misterio de la Cruz y Muerte de Nuestro Redentor? Y en la Divina Eucaristía se nos sigue dando con su Cuerpo, Sangre, Alma y Divinidad.

Imposible imaginar siquiera una entrega más absoluta. Lo que debo preguntarme es: Si la Generosidad y el Amor infinito de mi Salvador se manifiestan de esta manera, ¿mi actitud y mi obrar brotan de un amor fiel y generoso? ¿O me desentiendo como si mereciera lo que Él me da a manos llenas y sin merecer su donación total?

ORACIÓN

¡Madre ruega por todos nosotros tan ingratos! (A.E.C.)

Lecturas del día

IV Domingo de Pascua