Palabra meditada
21 febrero, 2019
Palabra meditada
23 febrero, 2019

Palabra meditada

ECO

“Y ustedes. ¿Quién dicen que soy yo?” Mateo 16, 13-19

MEDITACIÓN

Ayer en el pasaje de Marcos 8, 29-33, encontré este mismo eco e hice la Lectio a partir de él. Hoy encuentro en San Mateo esa misma pregunta y de nuevo intento responderla. Varias veces he meditado esta respuesta ante Jesús Mismo presente en esta pequeña Hostia consagrada. Y apenas balbuceo unas palabras que expresan lo que he aprendido de Él desde mi uso de razón; corrijo, no alcanzan a expresar todo. Imposible describir en lenguaje humano la infinitud de Perfecciones humanas y divinas de Aquél que se me revela silenciosa e intensamente todos los días de mi vida. Sé conceptos teológicos de Él que he aprendido desde niña, sé que es el Hijo Único de mi Padre Amado, que es su Verbo Eterno, que tomó la Naturaleza Humana en mi Madre María porque el Espíritu Divino lo engendró en Ella. También he aprendido que vino para que tuviéramos acceso a la felicidad eterna. Lo he conocido como a mi Salvador, Aquél que siendo Dios Mismo se inmoló en extremo porque su Amor no tiene límite. Él me reveló a su Padre y mi Padre y por Él puedo llamarme su hija por adopción; ¡me miró y me amó!, me llamó y tiene con Él.

ORACIÓN

Madre ábrenos a la acción del Espíritu Divino para que Él nos cuente Quién es el Padre, Quién es Jesús y Quién es Él Mismo. (A.E.C.)